Smata acordó 6,41% trimestral y pone nueva referencia a paritarias

La suba es similar al alza de precios del primer trimestre. Fue levemente superior al acumulado
que midió el Indec aunque inferior a la inflación de Córdoba. Hasta el momento, la mayoría de los acuerdos cerró con claúsulas gatillo

El Sindicato de Mecánicos y Afines del Transporte Automotor (Smata) acordó un aumento salarial de 6,41%. Sus trabajadores ya comenzaron a percibirlo y corresponde al primer trimestre del año.
La suba, confirmada a Comercio y Justicia por la dirigencia nacional del gremio, rige para todas las terminales automotrices y autopartistas bajo ese convenio colectivo de trabajo, por ciento también en Córdoba.
Es levemente superior al 6,32 por ciento que marcó el acumulado del Índice de Precios al Consumidor (IPC) que releva el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec) aunque, en el caso de Córdoba, se ubica por debajo del 7,36 por ciento que midió la Dirección de Estadísticas y Censos de la Provincia.
Smata había logrado el año pasado un aumento apenas superior a 40 por ciento, siempre basado en escalonados trimestrales, modalidad que ya aplica desde hace años.
El índice toma un conjunto de mediciones de inflación que luego se traduce en el aumento pactado, algunas veces por encima de ese promedio de mediciones.
Si se proyectare la suba lograda en el primer trimestre, el sector cerrará el año con una suba de casi 26 por ciento, siempre y cuando los aumentos aplicados no sean acumulativos. Con todo, la evolución de los incrementos de Smata estará ligada a la inflación de cada trimestre.

La suba lograda suma una nueva referencia para las paritarias en general. Es que en un contexto con una inflación que no cede, la mayoría de las entidades sindicales fueron firmando acuerdos que, además de la suba porcentual -en un tramo o escalonada-, incluye claúsulas gatillo que se activan una, dos o tres veces en el año, que apuntan a evitar un desfase entre el aumento salarial y la suba de precios en caso de que la primera variable haya quedado rezagada respecto de la segunda.
El Gobierno debió convalidar ese tipo de acuerdos más allá de su intento original de “sugerir” que las paritarias deberían cerrar en torno a 18 por ciento anual, en línea con la pauta de inflación minorista fijada en el Presupuesto: 17 por ciento.
No obstante, la suba de precios de los tres primeros meses del año y la de abril que, si bien aún no se conoce, será ciertamente alta, principalmente por el impacto de los servicios, dejó sin efecto el 18% sugerido para empezar a hablar de 20%. Hoy, todos los acuerdos o bien incluyen subas superiores a ese porcentaje o, en el caso que no la incluyan, tienen una claúsula gatillo. En tanto, en otros casos, los acuerdos son semestrales y, como en el del Smata, directamente son trimestrales.
Así, los bancarios acordaron 24,5 por ciento anual en un sólo tramo; Comercio cerró por 20 por ciento en dos tramos, la Uocra, por 21 por ciento y, en el caso de los gremios de Córdoba, los estatales acordaron subas de entre 19,5 por ciento y 24,5 por ciento, siempre con claúsulas de revisión por inflación.
En tanto, el Suoem cerró con un alza de 14,01 por ciento, aunque sólo por el primer semestre.
Restan aún paritarias importantes como la de los metalúrgicos, la UTA, Camioneros y Alimentación, entre otras.

Para acceder a la nota original, haga clic acá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *